Ingreso de Bolivia al Mercosur abre mercado de 300 millones de personas para la producción nacional

Bolivia terminó de formalizar su adhesión plena al Mercado Común del Sur (Mercosur) y abrió oportunidades en materia económica y beneficios para los migrantes nacionales. De inicio las micro, medianas y grandes empresas accederán a un mercado de 300 millones de personas, lo que representa oportunidades para el crecimiento y proyección de la producción nacional.

No solo eso, también hará de Bolivia una especie de bisagra entre el Mercosur y la Comunidad Andina, porque forma parte de ambos bloques de integración, y facilitará el movimiento de los bolivianos en los países miembros.

El viceministro de Comercio Exterior e Integración, Huáscar Ajata, destacó las ventajas y desafíos que se abren para Bolivia al formalizarse su adhesión al bloque formado por Brasil, Argentina, Paraguay y Uruguay.

Una de las ventajas es la apertura a micro, medianos y grandes empresas de un mercado de 300 millones de personas, lo que también representará desafíos.

“Es una gran oportunidad para nuestras empresas, para que podamos generar mayor producción, exportación y articularnos a las cadenas productivas del Mercosur para exportar a terceros países y aprovechar de la plataforma de acuerdos comerciales”, explicó.

El presidente Luis Arce promulgó el viernes la ley de adhesión de Bolivia al Mercosur, que fue el corolario de un largo proceso. Cada uno de los países miembro ratificó la adhesión en sus respectivos congresos, pero en el gobierno del expresidente Jair Bolsonaro no se viabilizó su tramitación legislativa.

Cuando retornó al poder el presidente Luiz Inácio Lula da Silva, se impulsó y terminó de aprobarse el visto bueno de adhesión. Una vez aprobado en los cuatro países, el trámite pasó a la Asamblea Plurinacional, donde también fue ratificada tras varias sesiones suspendidas por legisladores evistas y de las opositoras Creemos y Comunidad Ciudadana.

Al ser Bolivia parte de la Comunidad Andina (CAN, se convertirá en una bisagra de acercamiento entre el bloque andino y el mercado del sur. Además, le permitirá fortalecer las relaciones en el objetivo de formar parte de los BRICS, teniendo en cuenta que Brasil es miembro de ese bloque.

“Bolivia se convierte en términos geográficos y de integración física de comercio en el eje articulador entre la Comunidad Andina y el Mercosur, lo cual nos permite una mayor proyección”, explicó.

También terminarán siendo beneficiados los nacionales que radican en estos países del sur, porque facilitará su movilidad y el respeto de sus derechos. De acuerdo a los datos de Ajata, solo en Brasil y Argentina radican más de un millón y medio de bolivianos.

“Vamos a tener la oportunidad de circular, trabajar, acceder a beneficios, que reconozcan nuestros títulos universitarios y ser ciudadanos del Mercosur. Son grandes beneficios para los ciudadanos bolivianos”, destacó.

 CC

Via: ABI

Más artículos